Préstamos sin buró de crédito, dinero rápido en línea

En la actualidad solicitar un préstamo en línea se lleva a cabo a golpe de ‘clic‘. Los nuevos proveedores de dinero rápido han revolucionado el mercado financiero gracias, en gran parte, al avance tecnológico. Y es que, Internet propone una infinidad de opciones que facilitan nuestro día a día. Los préstamos rápidos son un vivo ejemplo. Además, han tenido una amplia aceptación y cada vez son más las firmas que emergen o que trasladan su actividad al mundo online dejando atrás las contrataciones tradicionales.

Si necesitas dinero urgente para algún imprevisto, los préstamos rápidos en línea son la mejor solución. Con ellos podrás conseguir pequeñas cantidades en muy poco tiempo, incluso el mismo día, sin papelería y sin tener que aportar avales. Sin embargo, muchas de las empresas que los comercializan solicitan que el usuario tenga un buen historial crediticio para poder prestarles el dinero y para ello revisan el Buró de Crédito.

Por suerte, existen algunos prestamistas privados que no lo consultan o que no dan importancia a calificaciones de crédito negativas. Es decir, emiten préstamos sin Buró. Adicionalmente, la tramitación se realiza al 100% en línea por lo que no es necesario desplazarse a ningún lugar ni realizar el envío de documentación para poder obtener el importe deseado.

Aquí tienes algunas de las entidades que actualmente ofrecen préstamos en línea sin Buró de Crédito:

Qué es el Buró de Crédito

Detrás de este nombre se encuentra la empresa privada de México encargada de registrar el historial crediticio de todo aquél que ha tenido alguna deuda a lo largo de su vida, ha solicitado un préstamo (personal, hipotecario o tarjeta de crédito) con alguna entidad financiera o ha contratado algún servicio de telefonía o televisión. En resumen, la gran mayoría de mexicanos aparecen en esta base de datos. Tanto los bancos tradicionales como las nuevas entidades de dinero en línea antes de comunicar la concesión o no del crédito demandado, se dirigen a dicho listado para conocer los registros económicos.

Son los propios bancos y empresas de telecomunicaciones las que comunican al Buró de Crédito el estado de las deudas contraídas por sus clientes, indicando los distintos pagos que han realizado, lo que queda por devolver y si cuentan con algún impago. A partir de ahí, el Buró ofrece bajo solicitud previa, un informe, denominado calificación de crédito, en el que se puede saber el estado de las deudas de una persona en concreto.

En otras palabras, aparecer en el Buró de Crédito no significa tener una mala calificación. Sólo en caso de haber dejado de pagar algún crédito o algún servicio de telecomunicaciones, el informe resultará negativo. Pero si las responsabilidades de reembolso están al día, no hay de qué preocuparse. Los bancos y compañías prestamistas a las que pides dinero pueden consultar tu calificación y, si no alcanza la calidad suficiente, denegarte el acceso al préstamo.

Por eso, a aquellas personas que no disponen de un buen historial les interesa solicitar dinero en empresas que ofrezcan créditos sin Buró. Eso sí, siempre hay excepciones y en algunos casos tras realizar las comprobaciones pertinentes, pueden llegar incluso a denegar la financiación. Por este motivo, es tan importante saber cómo checar el Buró gratis. Así estarás prevenido frente a todos los imprevistos que puedan surgir. Y, ¿cómo conseguir un reporte de Buró de Crédito GRATIS? ¡Checa la info siguiente!

Cómo checar el Buró de Crédito GRATIS: paso a paso

Antes de continuar conviene señalar que existen dos tipos de reporte: el especial y el Mi Score. La diferencia principal entre ambos es que el primero da a conocer cuál es nuestro crédito, quién ha consultado nuestro historial y algunos datos más. Este es el modo de comprobar el Buró GRATIS aunque debes tener en cuenta que sólo puedes checarlo una vez cada 12 meses. Para ello dispones de 24 horas. Eso sí, si a lo largo de dicho periodo necesitaras volver a revisarlo, podrías hacerlo sin problema siempre y cuando abonaras $ 35,60 pesos por cada consulta.

Mi Score por su parte informa sobre el comportamiento económico de todo mexicano. Si llegado el momento quisieras obtenerlo tendrías que pagar $ 58 pesos. Es decir, no tiene nada que ver con checar el Buró sin costo.

En otras palabras, lo más recomendable es revisar el Buró de Crédito GRATIS mediante un reporte especial una vez al año y NO pedir Mi Score. Por otra parte, los pasos a seguir para checar el Buró de forma gratuita son:

  • Acceder al portal Burodecredito.com.mx
  • Acto seguido visualizarás en la pantalla, a mano izquierda, un cuadro con la opción: ‘Reporte de Crédito Especial’. Pulsa ahí.
  • Completa los datos del formulario en línea solicitados. Recuerda tener a mano tu tarjeta de crédito. De este modo podrás verificar tu identidad.
  • Haz clic en ‘Autorizo‘ y acepta las condiciones.
  • Para no pagar desmarca la casilla ‘incluir Mi Score’ (tal y como se ha mencionado con anterioridad este reporte no es necesario).
  • Para seguir adelante, será necesario volver a indicar que no queremos el servicio Mi Score. Para ello, habrá que pulsar en ‘No, gracias‘.
  • Rellena el cuestionario online proporcionando algunas referencias personales. Por norma general suelen pedirse el primer y el segundo nombre, los dos apellidos, la fecha de nacimiento, el CURP o RFC, una dirección de e-mail, un número de teléfono y la dirección de residencia habitual. Cuando las casillas estén completas, haz clic en ‘Continuar’.
  • Ahora será el momento de introducir los datos económicos. Si tienes una hipoteca o un crédito para pagar tu automóvil, habrá que indicarlo.
  • Revisa las referencias proporcionadas y envía la petición.
  • En cuestión de minutos recibirás por correo electrónico tu informe crediticio.

Si durante la gestión surgiera alguna duda siempre podrás ponerte en contacto con el servicio de atención al cliente. Ahora bien ten en cuenta que aunque los trámites en línea están disponibles las 24 horas del día durante los 365 días del año, los agentes financieros estarán operativos únicamente en horario laboral.

Qué son los préstamos rápidos en línea

Buró de CréditoComo alternativa a los altos requerimientos que piden los bancos, existen otras opciones para lograr dinero sin cumplir muchos requisitos ni tener que realizar papaleos. Se trata de los préstamos rápidos en línea, con los que es posible conseguir dinero en pocas horas, sin dar explicaciones y sin aportar ningún tipo de aval.

Cada vez más personas los utilizan para hacer frente a múltiples situaciones imprevistas que se producen cotidianamente. Lo normal es hacer uso del monto prestado para solucionar problemas puntuales (una multa de tráfico, que se estropee tu auto o la reparación de un electrodoméstico que ha dejado de funcionar). También es usual recurrir a estos préstamos cuando hay eventos o épocas de muchos gastos, como acudir a una boda, comprar regalos de Navidad o adquirir el material escolar y la ropa para que nuestros hijos empiecen el nuevo curso escolar.

Para obtenerlos, los requisitos más habituales que suelen exigirse son: tener más de 18 años, residir en México, disponer de un telefóno móvil y de una cuenta bancaria propia donde se ingresará el dinero. Algunas entidades prestamistas demandarán el aporte de algún justificante de ingresos (nómina o pensión). De este modo pueden verificar que el cliente cuenta con solvencia suficiente para poder reembolsar la cuantía prestada sin problema.

Por otro lado destacan las marcas financieras que checan el Buró de Crédito y que NO aceptan solicitudes con una mala calificación crediticia pero como hemos comentado a lo largo de este artículo, hay entidades que SÍ ofrecen préstamos en línea sin checar el Buró o permiten una mala calificación de crédito.

Como bien sabrás estar en Buró es sinónimo de no contar con el apoyo económico de algunas compañías financieras aunque siempre hay excepciones. Por ejemplo, la firma Credy México aprueba préstamos personales sin revisar Buró. Aún así, conviene destacar que si tienes alguna deuda impagada que aparece en tu informe, es probable que tengas que aportar algún tipo de garantía adicional para poder recibir el dinero prestado.

Qué hacer para solicitar préstamos en línea

El procedimiento para obtener este tipo de financiación a corto plazo es muy sencillo. Tan sólo tendrás que acceder a la página web de la entidad financiera con la que quieras contratar tu préstamo e indicar la cantidad (no suelen superar los $5,000 pesos) y el plazo (30 días como máximo, aunque hay firmas que permiten devolver el dinero en varios meses, aportando varias mensualidades).

A continuación, deberás rellenar el formulario con tus datos personales, siempre asegurándote de que está todo correcto, para evitar posibles contratiempos. En pocos minutos recibirás una respuesta y, en caso de ser afirmativa, tu dinero será transferido de inmediato, pudiendo disponer de él el mismo día o como mucho en 24 horas.

¿Cómo funcionan las entidades de préstamos en línea?

Las características siguientes definen a la perfección a los préstamos personales en línea:

  • Facilidad de gestión: se necesitará únicamente conexión a Internet y tiempo (10 minutos son más que suficientes para completar la petición en línea).
  • Inmediatez: el depósito del dinero demandando estará disponible en la cuenta bancaria de la que eres titular en menos de 24 horas hábiles.
  • 100% confiables y seguros: las empresas financieras disponibles en la red protegen los datos personales y de contacto de sus clientes ante cualquier interés de terceros. Ten en cuenta, además, que ciertas referencias demandadas como el número de cuenta bancaria son requeridas únicamente para tu propio interés. En este caso, será imprescindible para hacer el depósito del préstamo. Eso sí, ningún proveedor de crédito oficial pedirá dinero por adelantado.

En definitiva, contratar un crédito es muy sencillo, ágil e intuitivo. Sin embargo, conseguirlo no lo es tanto ¿el motivo principal? Por norma general no todas las peticiones son aprobadas ya que muchas entidades online revisan el Buró de Crédito (como se ha explicado con anterioridad, existen también empresas que no lo checan) a fin de saber si el cliente cumple o no con las responsabilidades de pago adquiridas. No hay que olvidar que como cualquier prestamista privado desea saber si el monto prestado será reembolsado sin problema.

En conclusión tal y como habrás podido comprobar, si antes de lanzarte a la contratación de un producto financiero deseas saber si puedes pedir préstamos en línea sin complicaciones o por otra parte quieres conocer si formas parte o no de un registro de morosos, es posible revisar el Buró de Crédito sin pagar ni un peso 😉

4 opiniones en “Préstamos sin buró de crédito, dinero rápido en línea”

    1. Hola
      soy profesora, trabajo para la SEP pero tengo descuentos via nomina por tres préstamos en donde el interés es muy alto y me deja poca liquidez y quisiera un préstamo con un interés mas bajo para pagar y tener mas liquidez y solo una deuda, espero me puedan ayudar….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *